Hoy les trabajadores paramos el país, hoy se cumplen 6 años del asesinato de nuestra compañera Laura Iglesias, hoy se celebran 50 años del Cordobazo. Hoy desde la APSS nos sumamos a este paro nacional intentando retomar los métodos de lucha de la clase trabajadora para frenar la política del Gobierno, para que su ajuste no se traduzca en nuestra muerte.

El 29 de mayo de 2013 Laura Iglesias, trabajadora social del Patronato de Liberados de la provincia de Buenos Aires, fue asesinada en Miramar mientras realizaba una visita domiciliaria durante su jornada laboral. Laura había denunciado que la Policía Bonaerense organizaba el delito de forma extorsiva con los liberados en la zona. Sus denuncias la dejaron expuesta, a punto tal que la misma Policía liberó la zona donde ella trabajaba el día de su asesinato. En el 2015 se desarrolló el juicio, del cual sólo se logró la condena de uno de los acusados: Esteban Cuello. Su familia y compañeres denuncian la complicidad policial pero nunca se investigó completamente. Los responsables políticos, Daniel Scioli (gobernador en ese momento), Ricardo Casal (ministro de Seguridad) y Alejandra López (presidenta del Patronato de Liberados) quedaron impunes.

Su crimen desnudó las condiciones de precariedad laboral en las que nos desempeñamos les trabajadores sociales, y en particular les compañeres del Patronato. Su femicidio evidenció de la forma más terrible como el ajuste en las políticas públicas se traduce en un riesgo para nuestras vidas. En 2018 una explosión en una escuela de Moreno se llevó la vida de dos trabajdores, ese mismo año se incendió el Centro de Salud N° 14, el incendio sucedió durante la noche y esto fue lo único que evitó que no hubiera herides o víctimas.
Ante esta realidad terrible, les trabajadores tenemos la fuerza para frenarlo. El Cordobazo es una muestra de eso, en Córdoba les trabajadores organizades junto a les estudiantes pusieron fin nada menos que a la Dictadura de Onganía. Con la huelga, la movilización, la unidad, la solidaridad y la organización, tomaron las calles de Córdoba e hicieron historia, dejaron una enseñanza en el pueblo que aún resuena.

Hoy, con un simple llamado a un paro nacional, se pone en evidencia que les trabajadores somos quienes movemos el país, somos quienes garantizamos que todo funcione, transporte, fábricas, escuelas, hospitales, la fuerza la tenemos nosotres, podemos organizarla, podemos exigirle a nuestras centrales sindicales planes de lucha decididos en asamblea, que no concluyan en una sola medida sino que se plante frenar el plan de ajuste del Gobierno. Desde la APSS nos ponemos día a día a disposición de ese objetivo e invitamos a todes les compañeres a construir juntes esta herramienta gremial, en forma democrática y participativa, para seguir luchando por Laura y por todos nuestros derechos como clase trabajadora.

¡Juicio y castigo a los responsables del asesinato de Laura Iglesias!